Hacia Donde Todos Caminamos

Mi Vida sin Mi (2003)

Mucho se ha hablado de las nuevas directoras, de la mirada femenina en esta última década como gran revolución en el cine mundial. Pero más allá de posturas en la guerra de los sexos, es cuando surgen propuestas sólidas, sensibles y profundamente transformadoras; las que realmente abren espacios para un director, sea hombre o mujer. Mi Vida sin Mi (2003) es una película comprometida que involucra al espectador en un intenso drama de vida, algo que de alguna manera todos evitamos y es la confrontación con la muerte.

La directora Isabel Coixet construye esta pieza basada en una obra literaria, en la que refleja las últimas semanas de una joven madre, esposa que sin sueños se va a ir de este mundo, por lo que necesita construir una vida, una despedida digna. Una película que sin caer en sentimentalismos, logra manejar una alta dosis de drama, una sicología compleja basada en la sencillez de los pensamientos furtivos de una joven que sin más, refleja las frustraciones, miedos, pequeñas alegrías y confrontaciones de cualquier espectador.

Mi Vida sin Mi (2003)

Una de las grandes bondades de la vida es no saber cuándo termina. Todo cambia si conoces un tiempo límite del que no pasarás. En unas pocas semanas Ann, el personaje central, recibe la noticia y el reloj comienza una cuenta regresiva en la que ella arranca una búsqueda para dejar una huella imborrable en sus seres queridos. Es tan sencillo el planteamiento que no necesita mayores explicaciones. Es tan complejo lo que implica, que el filme te acompaña por días en la reflexión del qué hacer antes de morir. Coixet nos muestra una chica de apariencia frágil, pero de una entereza que deja en ahogados suspiros las decisiones que va tomando.

Una muy buena actuación entre la delicadeza y la hostilidad de la situación, de la vida reflejada. De igual forma, el acompañamiento de los personajes secundarios es remarcable. Cada uno llega para dar la diferencia, los absurdos que nos rodean, los matices de la vida. Actores de primera línea que encarnan un guión marcado por la brillantez de la sombra de la muerte. Una directora que se enmarca en la nueva sangre de directores españoles que van haciendo nombre a partir de historias e imágenes contundentes. Una película que roba lágrimas de zozobra ante el abismo de la incertidumbre que representa la muerte.

trailer

info

mvsm4jpg